El mosaico es una de las formas más antiguas y hermosas de crear un interior único. Con mayor frecuencia se hace en el baño reemplazando con éxito los azulejos y permitiendo la creación de decoraciones únicas. El mosaico es de gran utilidad en formas no convencionales, óvalos, arcos y otras superficies curvas para las cuales los revestimientos tradicionales serían difíciles de usar. El mosaico es la opción perfecta para mostrar creatividad, una idea original para la decoración, un motivo que no se puede ver en ningún otro lado.